“Vinculan los reclamos al delito y así las fuerzas de Seguridad actúan con ensañamiento”

                RedacciónEDA

En medio de manifestaciones de protesta por parte de los movimientos sociales en contra del G20 y del FMI que intentan ser desactivadas por el gobierno, el dirigente del Movimiento Evita y la CTEP, Gildo Onorato aclaró en diálogo con radio Argentina los preocupantes casos de dos muertes de militantes durante estos días.

“En el caso de Orellana, su muerte se da en Villa Celina, La Matanza, y se da en una toma de tierras, en un terreno fiscal grande donde viven familias hacinadas y donde hay personajes inescrupulosos -que ya hemos denunciado- que hacen boletos de compra venta y especulan con las necesidades de la gente” y explicó “y en ese marco se corrió la bolilla que se podría acceder a tierra y se hizo una toma silvestre, evento en el que muere nuestro compañero”.

En ese contexto, señaló que desde los movimientos sociales “No desconocemos que hay tensiones entre los barrios populares que tienen dificultades y diferencias, pero a pesar de esa situación previa, esta es una bala que entra por el omóplato y le sale por las fosas nasales, provocada por el disparo de una mujer policía de la provincia de Buenos Aires que los mismos Ritondo y Conte Grand reconocieron pero  por los que no hay nadie sumariado ni nadie preso” denunció.

En el caso de la provincia de Córdoba, Onorato contó que “Soria había estado en una marcha para repudiar la violencia institucional y al día siguiente se levantó para ir a la unidad productiva y la policía lo interceptó, lo encañonó, lo llevó a una plaza, lo golpeó, lo volvió a subir a un patrullero, luego lo liberó y cuando salió corriendo le pegaron un tiro por la espalda” esa es la realidad expresó.

En cuanto al comportamiento de las fuerzas de seguridad, señaló que “me llena de orgullo que la iglesia de nuestro país asuma la agenda y los reclamos de los más pobres y en este caso pidiendo justicia por aquellos que fueron asesinados injustamente”.

Al mismo tiempo describió que “vivimos un clima de hostigamiento por parte de la ministra Patricia Bullrich, dónde se nos indica como vinculados al narco, a la desestabilización, al delito y eso significa construir órdenes no escritas para que algunos sectores de las fuerzas de seguridad actúen con absoluto ensañamiento con aquellos que se organizan y con aquellos pobres que están sufriendo y que quieren acceder a algunos derechos, a una vivienda, a un pedazo de tierra…” finalizó.

No debemos entrar en provocaciones como fueron las del Congreso pero debemos mantenernos con mucha firmeza nuestros reclamos y construir una respuesta alternativa con políticas concretas, con un programa que marque un rumbo pero haciendo eje en los más humildes.

Este gobierno tiene tenemos que fortalecer la democracia conquistando derechos debemos evitar el aislamiento nuestras razones de la existencia defender los derechos de los más humildes y tender puentes para desarrollar una idea de Nación para el conjunto de los argentinos pero sin excluidos sin proscripciones y de ahí que las ideas se pongan por delante y sea la voluntad popular la que elija a los candidatos para derrotar a cambiemos el año que viene.