El PJ impulsa desde el Senado la declaración de “emergencia fiscal” para las pymes

                RedacciónEDA

El jefe del bloque de senadores del Partido Justicialista, Miguel Pichetto, presentó un proyecto de ley para declarar la “emergencia fiscal” de las pymes por el término de 180 días, y así morigerar el impacto de la resolución del ministerio de Hacienda que le aumenta a las empresas la tasas de interés de los pagos atrasados.

Esta iniciativa establece tres beneficios para las pequeñas y medianas empresas: además de proponer la suspensión por 180 días de la resolución de Hacienda, “suspende la iniciación de los juicios de ejecución fiscal y dispensa a la AFIP de formular denuncia penal respecto de los delitos previstos en la ley penal tributaria por ese plazo”.

“Las Pymes están en un escenario crítico y por eso estamos tomando esta decisión de rechazar y dejar sin efecto esta resolución del Gobierno nacional. Entendemos que se está poniendo en riesgo la sustentabilidad de muchas de ellas”, destacó uno de los miembros del bloque de Pichetto, el legislador nacional por Chubut Alfredo Luenzo.

También sostuvo que “venimos de un 2018 muy complejo para el poder adquisitivo de los trabajadores. Se ha afectado notablemente al mercado interno, donde los indicadores de consumo, de producción industrial, de actividad económica tienen un rojo muy importante y con comercios que están liquidando stock para hacerse de recursos con los que afrontar sus pagos”.

Las pymes fueron golpeadas desde los inicios de la administración Macri por la intempestiva suba de costos fijos y una caída abrupta de la demanda, además de una presión impositiva que no cedió. Por eso, en 2018, de acuerdo a la Asociación de Empresarios Nacionales (ENAC), cerraron 7 mil emprendimientos en todo el país.

En este contexto, desde CAME destacaron que la industria pyme cayó en diciembre por octavo mes consecutivo, con un rojo de 2,5%. Los sectores más afectados fueron los de Calzado y marroquinería (con un desplome de 20%), Productos de madera y muebles (-13,7%) y Productos minerales no metálicos (-10,1%).

El 53,2% de las industrias reconoció un retroceso productivo en diciembre (respecto de un 50,6% de noviembre) y el 39,3% tuvo aumento de producción (lo que también es menos que el mes anterior, donde hubo un 41,2%). Sólo el 22,9% espera que la producción vaya a aumentar en los próximos 6 meses y un 19,6% cree que incluso seguirá retrocediendo.