sábado, 31 de octubre de 2020 - 22:17
Trabajadores
Opinión CGT, CTA Y MOVIMIENTOS SOCIALES Y OTROS. RADIOGRAFÍA DE UN ‘PACTO SOCIAL-...

CGT, CTA Y MOVIMIENTOS SOCIALES Y OTROS. RADIOGRAFÍA DE UN ‘PACTO SOCIAL- ELECTORAL’ CON FOCO EN LA AGENDA LABORAL, SIN SER ‘CARNE DE CAÑON’ Y EVITAR LA NUEVA TRAGEDIA.

Se dice que el Peronismo es el único movimiento político en nuestro país que tiene un “ejército” popular para poner en la calle. Hay acusaciones incluso, en este sentido en varios procesos de crisis económicas y sociales. La gravedad y la profundidad de la situación que hoy atraviesa la Argentina daría argumentos comprensibles entonces, siguiendo este razonamiento, a cualquier reacción en cadena que podría protagonizar el campo laboral y los sectores excluidos, para cumplir esta profecía nuevamente.

Trabajadores sin empleo, sectores en la pobreza y en la indigencia, clase media en caída notable de su calidad de vida; serían carne de cultivo para una reacción de este tipo. También podrían ser -quizás más que nunca, por las características de las coyunturas nacionales e internacionales actuales-: ‘carne de cañón’.

Como sea, por sabia prudencia, por responsabilidad dirigencial, por amplios acuerdos de cúpulas, por compromiso con alguna salida viable, por sostenimiento de diferentes status quo, por mandatos propios y/o externos, etc.; estaríamos vivenciando un pacto/acuerdo para que ‘la sangre no llegue al río’ y la salida –desde ya que pagando todos los costos necesarios a tal fin-, aunque protegiendo en la más noble de las interpretaciones que ‘el cordón no se corte por lo más delgado’. Y que no sean nuevamente entonces los sectores de menos recursos y eternamente más castigados, los que vuelvan ‘a pagar los platos rotos’ de una realidad que en estas pampas (como en otras), parecemos dispuestos a vivenciar en cuerpo y alma; saqueo de bienestar mediante hasta el hartazgo.

Si el hombre (en su mención genérica) es el único animal -como dice el proverbio filosófico-, capaz de tropezar eternamente con la misma piedra; los Argentinos estamos ubicados entre los primeros de la fila a la hora de corporizar esta maldita tragedia a modo de principal ejemplo. Permitiéndonos quizás el ejercicio de un narcisismo social, exponiendo la otra cara de la misma moneda en superficie, que alguna vez nos exhibió como privilegiados.

La masa sería entonces el campo laboral, la columna vertebral, hoy y siempre ampliada por los descamisados, los cabecitas negras, los desclasados. Re bautizados como negros sin patria, piqueteros delincuentes, sindicalistas corruptos y un pueblo “al que no le gusta trabajar” y tiene el tupe de protestar ante las injusticias y las necesidades de su familia, exhibiendo el hambre, la ausencia de hogar y de servicios esenciales.

La comprensión que hoy no se haya salido del “cauce normal”, podría ser quizás interpretado como una “sana apuesta” a las ofertas institucionales democráticas en la intencionalidad de conducirnos a la mejor resolución del repetido dilema.

En el aquí y ahora.
Se cuentan por decenas las reuniones entre los distintos sectores que conforman las fuerzas del campo laboral, con invitaciones a máximos referentes de las propuestas presidenciales, principalmente a quienes suenan como los próximos integrantes del Poder Ejecutivo, en la ratificación de un triunfo electoral del Frente de Todos.

En ese marco, los márgenes de unidad de la CGT se estiran, pero no tanto. Alberto parece haber bendecido a Héctor Daer a efectos de esta tarea. De hecho, el titular del gremio de Sanidad, en su afán de capitalizar ese implícito mandato (“con la salud como cuestión de estado”), busca mostrarse como una renovación de época, en su origen de procedencia representativa de las organizaciones de más peso (llamados gordos, independientes, elefantes), para sumar así a muchos de los sindicatos que hoy no aceptan ir dócilmente detrás de ningún “natural” liderazgo. Gran parte de ellos aún heridos, agotados y hasta enfrentados con expresiones hegemónicas no muy lejanas.

Asimismo, Víctor Santamaría del SUTERH es máximo referente Albertista, no sólo a través del campo sindical donde la Universidad del Empleo (UMET), se convirtió en ícono de la formación de cuadros gremiales y de jóvenes ligados a un ‘nuevo Peronismo’, sino también por el compartido recorrido electoral en la Ciudad de Buenos.

Al mismo tiempo, la Corriente Federal se exhibe fortalecida por su identificación kirchnerista, siendo el sector sindical de mejor diálogo con la ex presidenta. Aún así, no exenta de discusiones internas a la hora de definir máximos referentes, luego de un largo recorrido donde el crecimiento en horizontabilidad fue parte de su objetivo. Aquí el titular del gremio bancario siempre suena como principal baraja, aunque todo se ha relativizado con el desembarco de la familia Moyano y la ‘comandancia’ del conflicto aeroportuario y aéreo navegante, donde también conviven expresiones sindicales diversas.

Mientras tanto, un sector del (la) CTA anunció el regreso a CGT. Claro que según parece, no podría hacerlo como tal, sino individualmente a través de los gremios que la conforman, modificación de estatutos incluidas. Hasta aquí las/los CTAs siguen atravesadas por litigios legales más antiguos y más recientes que no terminan de certificar sus conducciones. Y así se reaviva la llama y se piensa en su refundación. Por lo que otra central funcionando en paralelo a la de Azopardo sigue apareciendo como un premio tentador.

Como sea, no son pocos los que afirman que esta “movida” lleva el sello del líder camionero, con la intención de ampliar su base de sustento, aunque también son muchos los que se resisten a repetir viejas historias. “Los que vuelvan a la cola” dicen que se le escucho decir a uno de los principales referentes de la CGT. “Con Daer como secretario general no hay unidad”, fue la respuesta.

Asimismo, los gremios de la Educación estarán ante la oportunidad de demostrar haber aprendido de las propias lecciones. La Escuela Pública es una clara exhibición de la máxima precarización del país (Sandra y Rubén víctimas de la explosión en la escuela de Moreno, el 2 de agosto de 2018, pagaron con su vida por ello).

Ninguna recuperación será posible si la Argentina no retoma el camino de la jerarquización de la docencia y la comunidad educativa desde todos los aspectos. Mientras los Estatales de aquí y de allá retrocedieron claramente en sus condiciones de empleo y poder adquisitivo, por lo que deberán revisar también estrategias reivindicativas y lugares gremiales de pertenencia. Tampoco será posible si se vapulea el conocimiento y el desarrollo científico con presupuestos nefastos en contradicción al incentivo de la investigación y el aliento al campo académico y del saber.

También el sector del transporte tiene sus propios chisporroteos en medio de este escenario, recargado por el conflicto en Austral, Aerolíneas y otras compañías de vuelo. La CATT, como central de los Trabajadores del Transporte, podría ir incluso hacia un camino de ruptura. Aquí los gremios marítimos portuarios tienen un rol central para protagonizar, a través de la Federación que los agrupa y el liderazgo del ex triunviro Schmid; hoy casi únicamente centrado en las discusiones de la actividad (donde el sentido de lo nacional vuelve a estar en disputa).

Por su parte el tándem ferroviario Sasia-Maturano hacen valer poder de fuego en las discusiones de esta construcción. De hecho, el secretario general de Unión Ferroviaria es nombrado como principal referente para la nueva conducción de la CGT. Podría verse aquí una matriz que se dilucidará en la política hacia el sector que se aplique. Hay quienes están convencidos que el transporte terrestre será cada vez más fuerte sobre rieles y de menor peso en las carreteras.

Por su parte, la UTA, siempre necesaria a la hora de las medidas de fuerza, nunca recuperó el eje político que personificaba Juan Manuel Palacios y el cada vez más activo y experimentado accionar de los Metrodelegados es una clara muestra al respecto. Mientras que el gremio taxista aparece específicamente orientado hacia la resolución de un conflicto puntual frente a las plataformas digitales, aunque el Movimiento Sindical MASA, que Viviani integra junto a Legislativos y Capitanes de Ultramar, entre otros, también explicitó el apoyo a la fórmula Fernández-Fernández para las próximas elecciones.

Con presentación más abarcadora, se presenta la Azul y Blanca que lidera Luis Barrionuevo (alejado fuertemente de la candidata a vice por el Frente de Todos). Este sector, de importante representación en el actual Consejo Directivo de la CGT, con Carlos Acuña como máximo referente, trabaja para agrandar la base de sustentación gremial, al tiempo que apuntala la participación activa a la hora de las decisiones del principal referente del Frente Renovador, sabiendo que transcurrida una hipotética primera etapa de gobierno con eje ejecutivo, llegará el tiempo del Poder Legislativo a la hora de sostener la gobernabilidad en la aprobación de leyes, no todas fácilmente digeribles por el conjunto de la ciudadanía y sus principales actores sociales. Allí también podría pesar el rol de Graciela Camaño, principal referente de Consenso Federal.

Por su parte, los sindicatos industriales parecen llamados a protagonizar los tiempos que se vienen, si es que la Argentina planea recorrer un sendero virtuoso en la recuperación de su economía. La UOM, SMATA y UOCRA se anotan como imprescindibles. Pero el Calzado, los Textiles, Papeleros, Madereros, Plásticos y de la Alimentación, entre otros, serán fundamentales si se pretende sumar valor agregado, estimular el mercado interno y generar ingreso de divisas en exportaciones que recuperen puestos de empleo. Ya se habla de una renovada Confederación Sindical Industrial como objetivo impostergable.

Comunión similar piensan recorrer los gremios de actividades energéticas y de combustibles, como Petróleo, Minería, Gasíferas, Eléctricas, fuentes centrales para todo desarrollo posible, más allá que hasta aquí estén dispersas en diferentes expresiones gremiales. Otro foco será el sector agroexportador de materias primas. La producción cárnica, de granos, aceitera y lechera, sabe que deberá defender sus ventajas comparativas re inventándose en su expresión política, después de haber acompañado, sobre todo desde la UATRE de manera altamente explícita un gobierno que está en retirada. El Comercio y los servicios necesitan de este nuevo escenario.

Los gremios que nuclean las actividades artísticas (Actores y SUTEP con fuerte experiencia gremial), civiles, deportivas (UTEDYC a la cabeza) y de medios de comunicación (el SAT, como principal referente), también deberán resistir el avance sobre el territorio conquistado, ante enunciados y acciones que pretenden desprestigiar el rol que la cultura, la información y la contención de espacios deportivos representantes del disfrute y la diaria contención social. Un respeto crucial al desempeño comunitario de entidades y centros que defienden la calidad de vida, por encima de toda imposición productiva de rendimiento más robótico que humano y con poco espacio para el ocio y el elitista disfrute de las artes y el ocio.

Párrafo aparte merecen los nuevos empleos que surgen de la tecnología de las redes. Existen aquí más incertidumbres que certezas, no sólo en el aspecto de la representatividad de estas nuevas tareas, sino también en todo lo que implica la ‘sui generis’ relación de dependencia y en todo caso el marco jurídico que deberá enmarcarlas en un re planteo profundo de las relaciones laborales que apuestan a hacer valer derechos explicitados en las leyes del trabajo.

Como sea, la foto presente muestra que todo el arco sindical perdió capital en su legítima capacidad recaudadora durante el actual proceso presidencial, tanto por la caída del poder adquisitivo de la masa asalariada, como por la baja en la cantidad de afiliados, producto de miles de despidos en todo el país, sumado al freno y al retraso de los aportes patronales. Algo similar sucede con las Obras Sociales, debido a la profundización de una política de acogotamiento de estas entidades que brindan salud a más de la mitad de la población, pero que suelen quedar presas de la especulación financiera de las distintas administradoras oficiales gobernantes.

Mandato divino y otros.
Paralelamente, los trabajadores que conforman las organizaciones sociales, Papa mediante, ya cumplieron mayoría de edad y también conquistaron su espacio en el escenario central. También aquí las agrupaciones identificadas con la izquierda más tradicional hacen otro juego. Pero lo cierto es que el salón Felipe Vallese de la ‘central madre’ en decorado peronista, recibió recientemente a los principales referentes del trípode de la economía popular, conocido como los “Cayetanos” (CTEP, CCC y Barrios de Pie). Perón decía que su base ideológica estaba basada en la doctrina social de la iglesia y parece que desde el Vaticano, vía su representación local, están dispuestos a recordárselo enfáticamente. Francisco 2020 pisando tierra argenta con la encíclica “Laudato Sí” bajo el brazo, haría huella en el mandato de ‘Tierra, Techo, Trabajo’ en la que hace base la denominada Economía Popular, apostando a la ‘Casa Común’ como proa.

Una propuesta de fe (religiosa, atea o agnóstica), que se anima a poner en juego la “gallina de los huevos de oro”, que implica la llave del mundo celestial, en la azarosa realidad terrenal, con el mandato divino de predicar la comprensión que el destino de los más desposeídos, involucra a todos los habitantes de un mundo, que si no acepta que su salvación debe orientarse hacia el conjunto, nunca recorrerá un destino virtuoso posible para nadie. Ahí es donde la demanda de los que menos tienen es la ofrenda para una salida global del laberinto que involucre el sentido más primario de la existencia. Sabio legado que carece (con contadas excepciones) de líderes acordes al desafío.

Todo, dentro de un contexto de propias fronteras adentro, con un empresariado que también hace su juego en la presente coyuntura del mundo del empleo. PYMES vapuleadas que financian y conviven con máximas estructuras empresariales locales y trasnacionales, mientras pululan tentadores caminos individuales de emprendedores ‘produsuarios on demand’, con nuevas generaciones deseosas de escapar a los viejos paradigmas.

En convivencia secuencial, con quienes ‘del ’55’ para acá, siempre sienten que en la Argentina es el momento de avanzar sobre las reformas laborales y los convenios colectivos. Aunque según dicen, la puesta en práctica de esta ‘septuagenaria’ asignatura pendiente podría ser consensuada en conjunto a las fuerzas productivas.

Radiografía de un futuro del trabajo que ya llegó para quedarse y que a la Argentina, como en gran parte de su historia, la encuentra con la guardia baja. Aunque de nuevo aparentemente dispuesta a dar pelea –hoy tal vez, con menos herramientas que en otros períodos de tiempo, si bien se sigue contando con recursos naturales estratégicos para el futuro de la humanidad-; en la construcción de un destino esquivo, en un mundo de naciones, donde cada cual atiende su juego, sin ya disfrazar obscenidades, exacerbaciones e imposiciones dominantes.

Noticias

Eugenio Zanarini: “el Estado no está endeudado con las obras sociales sindicales y se...

Así lo confirmó el titular de la Superintendencia de Servicios de Salud del Ministerio de la Nación ante la consulta por el financiamiento de...

Repunte para el turismo: Estiman que llegarán 100 mil visitantes con la apertura de...

El país podrá generar divisas gracias al turismo ya que se abrirán las fronteras para recibir visitantes de los países limítrofes. De acuerdo al...

La cervecera CCU anunció una inversión de 4.500 millones de pesos y la generación...

Los directivos de la Compañía de Cervecerías Unidas (CCU) anunciaron una inversión de más de 4.500 millones de pesos para duplicar su capacidad productiva...

Nigeria: Protestas contra el Gobierno dejan 22 policías muertos

En Nigeria, protestas de trabajadores contra el Gobierno terminaron con 22 policías muertos, tal como informaron las autoridades locales. Desde la fuerza de seguridad...

La brecha cambiaria impulsó una reactivación inesperada del sector automotor

Aunque la brecha entre la cotización oficial del dólar y su versión libre o blue está generando una serie de problemas graves para a...

La Rioja: Gremios de salud anticipan un plan de lucha en reclamo de aumento...

Los sindicatos que nuclean a los trabajadores de la salud de La Rioja anticipan un plan de lucha para aumentar salarios. Detrás de la...

Podría cerrar el Parque de la Costa y peligran 500 puestos de empleo

El Parque de la Costa, que se encuentra ubicado en Tigre y es conocido como una de las principales atracciones turísticas del municipio y...

Grave: en Tucumán casi 3800 los trabajadores de la salud fueron infectados por COVID-19

Los médicos y enfermeros de Tucumán siguen padeciendo el Coronavirus: de acuerdo a cifras que difundió el Ministerio de Salud, casi 3800 empleados del...

Tucumán: La UTA levantó la medida de fuerza y se reanudó el servicio de...

En la provincia de Tucumán, el servicio de transporte público de pasajeros se reanudó por decisión de la Unión Tranviarios Automotor (UTA), que había...

Córdoba: La CGT reclamó testeos para los trabajadores de industrias esenciales

La CGT Regional Córdoba le solicitó a la administración de Schiaretti que instrumente testeos de Coronavirus en las empresas consideradas esenciales. El objetivo pasa...

Notas relacionadas