Carrefour: la mitad de los aportes los pagará el gobierno

                RedacciónEDA

¿En qué consiste el auxilio del gobierno a la multinacional francesa?  Desde la presentación del Procedimiento Preventivo de Crisis hasta la firma del acuerdo, finalmente Carrefour consiguió lo que buscaba: achicar su planta de personal y recibir una contribución del Estado para pagar aportes y contribuciones.

Según se cerró el pasado viernes, el gremio de Empleados de Comercio (Faecys), representantes de la empresa y del ministerio de Trabajo acordaron ofrecerle el retiro voluntario de “hasta el 150%” a más de 1.000 empleados.

Carrefour también obtuvo una reducción del 50% del pago de la cargas patronales de toda su planta de empleados por 18 meses y se compromete además a no ejecutar despidos masivos en este lapso de tiempo  aunque más de 10 hipermercados serán transformados en mayoristas y se espera el cierre de las sucursales que actualmente la empresa alquila, lo que puede tener consecuencias no del todo claras.

Mientras tanto la multinacional continuará con el Procedimiento Preventivo de crisis activo hasta marzo de 2021, con lo cual el Estado no podrá desentenderse y  las partes volverán a sentarse en una mesa de negociación si surgieran problemas económicos.

Dentro de la planificación a futuro suena con fuerza la posible absorción por parte de venta digital, Amazón,  pero antes que eso hay otra cuestión clave que puede convertirse en un foco de conflicto muy importante: existe un brazo gremial que no responde al líder del gremio de empleados de Comercio, Armando Cavalieri, y no está de acuerdo con el acuerdo alcanzado.

La postura de este grupo en rebeldía se centra en oponerse al cierre masivo de tiendas que se viene y también plantea dudas respecto al “hasta 150%” que se abonaría porque  sostiene que ese porcentaje sería para unos pocos y las indemnizaciones bastante más bajas de lo que se hizo público.