Aseguran que, por la situación económica, 120 mil extranjeros abandonaron el país

                RedacciónEDA

La grave situación económica, con recesión e inflación en altos niveles, llevó a que muchos extranjeros que se radicaron en la Argentina, más precisamente en el ámbito metropolitano, abandonen el país en busca de mejores posibilidades, tal como indicó la ONG Defendamos Buenos Aires y el Estudio Miglino y Abogado.

Por nacionalidad las mayores partidas pertenecen a peruanos, bolivianos y paraguayos. Seguidos por colombianos, uruguayos y venezolanos. Los motivos que aducen para partir son la recesión, la inflación y la mejor situación en el país de origen.

Miglino, Director de Defendamos Buenos Aires, graficó: “En promedio una familia de extranjeros compuesta por una pareja más dos hijos, gasta un promedio 80.000 Pesos mensuales entre vivienda (Conurbano) o habitación familiar en Buenos Aires, comida, transportes, indumentaria, educación y salud. Con 80.000 Pesos que al día de la fecha son casi 2.000 dólares, alcanza para pagar por mes una vivienda en propiedad en Perú, Bolivia, Paraguay, Uruguay o Colombia. En el caso de alquilar, sobra dinero para la locación de una buena vivienda, más comida, transportes, salud, educación, esparcimiento (algo prohibitivo en Buenos Aires) e incluso sobra dinero para ahorrar”.

Para el trabajo la ONG realizó exhaustivas entrevistas, de las que pudieron concluir que «más del 90 por ciento de los extranjeros vuelve al país de origen sin optar por alguna otra provincia de la República Argentina, que tiene costos similares a los de la Metrópoli Porteña. Prácticamente el 10 por ciento intenta hacer pie en España o pedir una visa para los Estados Unidos de América, en ambos casos haciendo valer el pasaporte argentino que habilita la entrada sin visa al Espacio Shengen de 26 países de la Unión Europea o la petición de visa en la Embajada de los E.E.U.U. de modo de obtener el ingreso como turista a los Estados Unidos con nacionalidad argentina, algo impensable para aquellos con ciudadanía peruana, colombiana, paraguaya o boliviana”.

Japón: 300 mil extranjeros tendrán la posibilidad de trabajar

“Hay barrios como sectores del Bajo Flores, la Villa 1-11-14, la Villa 31, la Villa 21, el barrio Villa Golf en Monte Grande y Gonzalez Catán en la Matanza; estos últimos en el Conurbano que han sentido el éxodo de bolivianos, paraguayos y peruanos. De hecho hay sectores de las villas aludidas en Capital Federal que a la fecha están virtualmente vacías. Con los colombianos y uruguayos la ausencia no es tan notoria pero muchas de las casas usurpadas que habitaban en los barrio de El Abasto, Belgrano y Nuñez; están siendo cercadas por sus dueños para su posterior demolición, aprovechando que los usurpadores extranjeros se habían retirado en los últimos meses”, dijo Miglino.

La oleada de inmigrantes venezolanos está llegando a su fin. Según el representante de la ONG, la mayoría piensa regresar «porque las cosas no salieron como esperaban. En el particular caso de los emigrados de Venezuela a nuestra Ciudad venían con la idea de que Juan Guaidó, el presidente encargado de Venezuela, obtuviera en poco tiempo una victoria sobre el presidente actual Nicolás Maduro pero ante la espera inacabable piensan en volver o incluso en cruzar a Chile o viajar a Perú donde los costos de vida son la mitad de Buenos Aires”.