A 43 años del golpe, los gremios exigen la reparación delos legajos laborales de los desaparecidos

                RedacciónEDA

Sindicatos que conforman la mesa de la CGT exigieron en el marco de una nuevo aniversario del golpe, “la inmediata reparación” de los legajos laborales de los trabajadores desaparecidos, en los que aún figura “abandono de tareas”, cuando en realidad fueron víctimas de “la salvaje represión castrense”.

Así lo expresa un comunicado oficial con motivo de cumplirse este domingo otro año más desde el golpe del 24 de marzo de 1976 donde reafirma “la lucha por la Memoria, la Verdad y la Justicia”, al conmemorar un nuevo aniversario “del golpe cívico-militar más sangriento de la historia argentina”.

Esta lucha continúa su curso ya que “en la mayoría de esos legajos aún figura su historia laboral como ‘abandono de tareas’, despedido con justa causa o cesanteado’, terminología que oculta los crímenes atroces. En esos legajos debe escribirse la verdadera causa de la desaparición”, afirma.

En tales casos, la Comisión de Trabajo por la Reconstrucción de Nuestra Identidad logró a través del Decreto 1.199/12 la reparación y entrega en actos públicos de 150 legajos a familiares de las víctimas en más de 19 establecimientos, y la incorporación al lugar de empleo de la madre o padre de 23 hijas e hijos de desaparecidos y, ahora, impulsa un proyecto de ley para extender esa reparación en el sector privado, explicó la central sindical.

Esta iniciativa fue presentada días atrás en el Senado para su aprobación, lo que fue respaldado por la Organización Internacional del Trabajo (OIT) a fin de reivindicar “la historia del movimiento obrero argentino, en concordancia con las recomendaciones de las Naciones Unidas sobre reparación moral y colectiva”, señala en otro párrafo.

“Con el exministro José Martínez de Hoz comenzó la destrucción sistemática de la mano de obra, el colosal aumento de la deuda externa y el brutal proceso de extranjerización. Para ello, debía vencer la resistencia de los trabajadores organizados con secuestros y desapariciones de delegados, comisiones internas y dirigentes e intervenir sindicatos y la CGT, por lo que más del 70 por ciento de las víctimas fueron trabajadores”, concluyó el comunicado firmado por Julio Piumato, de sindicato de trabajadores Judiciales.